Jerarquía del éxito

Los motivos por los cuales no se  logran culminar los proyectos, están relacionados directamente con nuestro sistema familiar. Por ejemplo en oportunidades cuando se realiza una constelación familiar se observa que los proyectos o las metas de una persona se encuentran ligados a sus antepasados , es decir se encuentran situados energéticamente detrás de la persona y no en la parte delantera como deben existir todos los proyectos, porque al final son nuestras creaciones… ese es el orden que te impulsa al logro de tus objetivos en la jerarquía del éxito.

 

 

El observar las relaciones que han tenido nuestros antecesores con el éxito, es importante para nuestra vida… porque es lo que nos da fuerza para seguir adelante, si hay algo que queda por allí obstruido o no es reconocido, se puede convertir en un obstáculo para nuestro desarrollo. La relación con nuestros padres es algo que está allí constantemente y siempre se es fiel a ellos…indiferentemente si se han tenido o no dificultades en nuestras relaciones con ellos,  la lealtad es  un sentimiento que reconoce el vínculo y lo perpetua.

 

Las lealtades familiares influyen tanto que en ocasiones no se tiene éxito, porque inconscientemente nadie en la familia lo ha tenido y nuestra “buena consciencia”, nos lleva a tampoco tenerlo por “ser parte de la familia… para permanecer en ella”. En esos casos la “mala consciencia” puede hacer que se salga del sistema familiar, pero con un reconocimiento de lo que ocurrió y ganar fuerza en esa situación.

 

Investiga que ha ocurrido en tu sistema familiar y Toma todo de ello, agradécelo y pide interiormente que se te bendiga si lo puedes hacer un poco mejor… toma la fuerza para tus proyectos de tus ancestros y camina con entereza, guiado por los lazos del amor hacia adelante. Profundiza en tu sistema familiar a través de las constelaciones familiares.

Si quieres ampliar la información también puedes leer Miedo al éxito en Romancetopia.

Escrito por Luz Rodríguez

Contacto [email protected]

Skype: sercaminodeluz

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *